Etiquetas

, , , , , , , , ,

65021408453522

Con una inversión de US$ 15 millones, la Cooperativa Manduvira inició las ope­raciones en la nueva planta procesadora de caña de azú­car. Actualmente, el cultivo de caña de azúcar orgánica representa el principal ru­bro producido bajo sistema orgánico en el país, tanto en volumen como en superfi­cie. Paraguay está conside­rado como el primer pro­ductor de azúcar orgánica a nivel mundial y hasta hoy se constituye en el principal.
Paraguay se ha posiciona­do en la primera fila en el mercado internacional del azúcar orgánico, abriendo nichos de mercado de un producto de alta calidad que permiten maximizar el valor económico de la pro­ducción. Esto es muy repre­sentativo, ya que el mercado internacional del azúcar es un mercado muy especial, con muchas distorsiones que protegen la producción local de los grandes pro­ductores que, a su vez, son grandes consumidores.

“Empezamos a operar y ahora estamos en plena zafra, esta semana vamos a empezar a embarcar los primeros contenedores con diferentes destinos: Cana­dá, Italia, Alemania, Nueva Zelanda, en cuanto al co­mercio exterior el 95% de la producción es destinada a la exportación; sin embargo, la demanda local de azúcar or­gánica certificada está cre­ciendo, se tiene muy buena producción, un poco resen­tida por la sequía de inicio de año. Fueron tres meses de sequía que arrojaron una merma del 30% de la pro­ducción agrícola”, apuntó Andrés González, gerente de la cooperativa.

De manera directa trabajan en la cooperativa 172 per­sonas en la nueva planta, la cooperativa cuenta con más de 1.000 socios activos a la producción, “de manera di­recta son 172 personas que están trabajando en la nueva planta, son nuevos puestos de trabajo. De manera in­directa son mil productores y a parte los trabajadores son más de 2.000.
Estamos hablando de mucha gente, una gran parte de la activi­dad económica del distrito de Arroyos y Esteros y dis­tritos vecinos con los cuales estamos trabajando, gira en torno a la cooperativa, prin­cipalmente a la producción de caña de azúcar. Los 1.000 socios de la cooperativa manejan 3.500 hectáreas de caña certificada, en realidad son 9.000 hectáreas de finca pero en caña de azúcar se destinan unas 3.500 hectá­reas”, aseveró González.
La capacidad instalada en la nueva planta es de 100 tone­ladas de azúcar por día, unas 1.000 toneladas de caña por día que se molienda.
El gerente explicó que se encuentran en negocia­ciones con Corea y Estados Unidos para consolidar así la exportación de esta pro­ducción.
“Tuvimos la visita de clien­tes de Corea, principalmen­te estamos apuntando al mercado de EEUU, al cual no entramos fuertemente por­que no teníamos volumen, contábamos con una pro­ducción baja anteriormente; ahora con la instalación de la nueva planta la produc­ción ascenderá de manera contundente.

En Estados Unidos tene­mos muy buenos contactos; en Corea, Japón, Australia y Nueva Zelanda -y también países del Medio Oriente- estamos apuntando con cer­tificaciones especiales”.
Es importante destacar que con esta nueva fábrica las exportaciones se incre­mentarán, el año 2013 las mismas cerraron por valor de US$ 5 millones, mientras que la expectativa para este año es cerrar los envíos por valor de US$ 12 millones.
“El pico alto de exportacio­nes inicia ahora hasta el mes de diciembre, con esta plan­ta nueva las exportaciones se incrementarán.

Anteriormente sólo pro­ducíamos 5 mil toneladas, ahora estamos hablando de una producción de más de 10 mil toneladas. Es im­portante mencionar que el mercado de azúcar orgánica es relativamente bueno, solo que los precios bajaron con relación a años anteriores.
Comparando el azúcar or­gánico con el convencional es casi el doble el precio, entonces es cuestión de producir alta calidad y po­der competir con los demás países productores como la India, Brasil, Argentina, Co­lombia y Cuba, que son nues­tros mayores competidores. Pero es importante destacar que Paraguay es el principal exportador”, puntualizó.

PRODUCCIÓN
Los Departamentos con mayor superficie apta para el cultivo de caña de azúcar son los de Alto Paraná, Caaguazú, Canindeyú y San Pedro, don­de en total suman 23% de la superficie total producida en el país. Sin embargo el 39% de la superficie destinada a este cultivo se encuentra en el Departamento de Guairá.
De la producción de azúcar orgánica se pueden obtener subproductos que son co­mercializados o reutilizados. El más importante es la me­laza orgánica, que es comer­cializada como suplemento en la alimentación animal, también se utiliza en la pro­ducción de levadura. Algunos ingenios la exportan.

 

CERTIFICACIÓN ORGÁNICA
La certificación debe in­cluir la inspección de los campos de cultivo y plantas de procesamiento, registro detallado de mantenimien­to y control periódico del suelo y el agua para asegu­rarse de que los productores cumplan las normas y los procedimientos llamados “Normas Orgánicas”, que tienen como objetivo la ob­tención de alimentos más saludables y el cuidado del medio ambiente.

 

EL TRIUNFO DE LA REVOLUCIÓN DULCE
-Es un caramelo en medio del bosque paraguayo. Dulce y deseada, la fábrica de azú­car orgánico y de comercio justo empezó a funcionar el pasado junio con una plan­tilla de 172 empleados y 1.750 dueños, todos y cada uno de los socios de la cooperati­va Manduvira. Dos décadas después de que un grupo de productores de caña em­pezara a soñar con tener su propia factoría, lo que en­tonces parecía una utopía, se ha tornado en realidad.
“La gente no creía en nues­tro sueño, nos decían que estábamos locos porque esto no lo había hecho nadie antes en Paraguay. Y nos ha llevado mucho tiempo rea­lizarlo, pero hay que ir paso a paso”, reconoce Andrés González.
González fue uno de los 39 productores de caña que fundó la cooperativa en 1975 para negociar unidos el pre­cio de sus cosechas, obtener pequeños créditos y ayudas.
“Nos pagaban una mise­ria”, explica. Esos fueron sus únicos propósitos hasta que 20 años después, durante una feria sectorial, entra­ron en contacto con gente relacionada con el comercio justo. Aquel encuentro des­pertó en ellos el deseo de fa­bricar su propio azúcar bajo criterios de responsabilidad social y medioambiental, publicó el diario El País de España.

 

Por Yeruti Salcedo

Fuente: 5días.

Anuncios