Etiquetas

, , , , , , , , , , , , ,

El maní es uno de los rubros agrícolas de mayor relevancia en el Chaco, el cual es aprovechado por los colonos menonitas. Este año, en Neuland, ubicado a 470 Km. de Asunción, se cosecharon 1.300.000 Kg. de la materia prima, en su primera fase, pese a la prolongada sequía que afectó a la Región Occidental. El producto, procesado en Filadelfia, se exporta al mercado de Japón y a la Unión Europea. (Robert Friesen)*

_595_446_182591ma0

La Colonia Menonita Neuland, en el Chaco Central, dedica su trabajo a la producción agrícola y ganadera. Haciendo alusión a la agricultura, el cultivo de maní constituye uno de los rubros de renta en la Región Occidental, el cual está caracterizado por su alta exigencia. Este año, estaba previsto destinar 2500 ha al cultivo, pero la sequía que tuvo lugar a inicios del 2013, redujo el área de siembra a 2300 ha. De esta superficie, se cosecharon 1500 ha y el resto se destinó a la elaboración de forraje para ganado bovino. El número de productores dedicados a este rubro es de 45.

La variedad de maní utilizada en la Colonia Neuland es la Florma, cuya adaptabilidad es superior a otras, según lo demuestran estudios realizados por profesionales de la cooperativa en esta localidad. Existen variedades con las que se realizaron pruebas, pero no resistieron la falta de lluvia. Cabe mencionar que la experimentación requiere de un periodo de al menos cinco años, más la inversión pertinente, para dar como útil una variedad y recomendarla al productor.

COSECHA Y POSCOSECHA

El maní debe estar bien seco para la cosecha. Esta labor se lleva adelante mediante implementos mecanizados que facilitan la labor de extracción de la oleaginosa. La producción se traslada del campo en camiones de gran porte, a un depósito de almacenamiento. Allí se toman muestras por cada 10.000 kg para el análisis de laboratorio. El objetivo es medir la calidad de los granos, analizando los niveles de aflatoxinas (microtoxinas producidas por hongos). De esta manera, es posible separar los granos buenos de los defectuosos. En Neuland, los granos permanecen almacenados cierto tiempo, a una temperatura y humedad adecuadas, de acuerdo a la materia prima. La capacidad de almacenamiento es de 5000 ton. El depósito se divide en cámaras de acuerdo a la calidad de los granos. Así, se clasifican como de 1.ª, 2.ª, 3.ª y de 4.ª calidad. De acuerdo a la calidad del grano cosechado, los productores reciben un precio justo por producción. Después, todo el volumen almacenado se traslada a Filadelfia, donde se efectúa un segundo análisis para el posterior procesamiento de los granos.

RENDIMIENTOS

Los colonos de Neuland cosecharon en la primera fase1.300.000 Kg. (1300 ton.) de maní y con la segunda cosecha (excedente en el campo) se llegó a 2.200.000 k.o. (2200 ton.). Estas cifras son consideradas pequeñas, considerando que los índices suelen ser mayores, aunque la sequía fue la primera causa de la merma en la producción.

Los principales mercados de exportación de maní son Japón y Europa. Igualmente, se comercializa en el mercado local. La oleaginosa producida en Paraguay es una de las más requeridas en el exterior por su elevada calidad y sabor, lo que motiva la permanencia de este rubro; además de las ganancias que genera, en particular cuando los precios del ganado son bajos.

(*) Planta Industrial Cooperativa Neuland

 

Por ABC Rural